THE CLOISTERS: ROMÁNICO EN NUEVA YORK

Algo que no esperas ver cuando viajas a Nueva York es el ábside de la iglesia de San Martín de Fuentidueña (Segovia) s. XII.  Sí, desmantelado piedra a piedra y embarcado en cajas de madera hacia los Estados Unidos en los años cincuenta. La última piedra se terminó de colocar en Nueva York en 1960. Junto al letrero explicativo dice literalmente que es un préstamo: “Exchange loan from the goverment of Spain.” A cambio prestaron indefinidamente al Museo del Prado unas pinturas murales de la ermita de San Baudelio de Casillas de Berlanga (Soria) y restauraron la iglesia parroquial de Fuentidueña. Es posible que este ábside exista en buen estado de conservación precisamente porque está allí.  El ábside formaba parte de un monasterio cuyas ruinas permanecen en una colina del pueblo de Fuentidueña.

De modo que con una parte de Fuentidueña y unas cuantas miles de piezas medievales del románico español y francés (desde el s. IX al s. XV)  se construyó como un puzzle el museo de The Cloisters.

A ver,  ¡impossible is nothing! Antes se había trasladado el Patio del Castillo de Velez-Blanco (a la casa del millonario Blumenthal y actualmente en el Metropolitan Museum ). Es cuestión de financiación. En este caso  los gastos corrieron a cargo de la familia Rockefeller.

Adside de la iglesia de Fuentidueña

 

Me volví loca haciendo fotos. Ese día de agosto hacía una temperatura estupenda. Un cielo azul fantástico y una brisa fresca impropia de Nueva York en verano.

The Cloisters, los claustros en cristiano, es un museo edificado con cinco claustros. Está fuera del circuito de turisteo masivo de Manhattan. Tranquilidad y paz es lo que te vas a encontrar allí. Y una de las mejores colecciones de arte medieval del mundo. Es una parte del Metropolitan Museum. Si los visitas el mismo día te sirve la entrada aunque la distancia entre una sede y la otra son 50 minutos de metro.

En cuanto pones un pie fuera del metro en la estación 190 th de la que sales en ascensor( con ascensorista incluida) te encuentras con el parque Fort Tryon a la derecha. Entra a este magnífico parque y sigue las indicaciones que, por cierto, son pocas. Tuvimos que preguntar para no despistarnos.

Una espléndida vegetación y las vistas al Hudson te guiaran hasta la entrada de “The Cloisters” en la cima del parque.

  Fort Tyron 2

Fort Tyron 3 (2)

The cloister

 

Al museo se puede acceder sin pagar pero te recomiendan hacer un donativo de  25 dólares por persona. Sí, nosotras pagamos religiosamente. 25 dólares por las cuatro;  que se equivocó al devolvernos y no era cuestión de deshacer el entuerto si nos ahorrábamos un dinerillo. ( Que luego nos timaron en un puesto callejero de hamburguesas. ¡Eso por viajás! Never mind).

A la entrada ya te trasladas al medievo. Además de piezas muy importantes del románico, la vegetación que engalana los claustros está poblada con especies vegetales similares a las que aparecían documentadas en manuscritos de época medieval.

Piezas de la zona del Languedoc en Francia, de Valencia y Cataluña en España, de Alemania, de Austria, Holanda y Reino Unido aparecen aquí compactadas en un conjunto que podríamos decir que este es su lugar de origen.

 

 

claustro 5

The Cloisters

 

 

claustro 1

claustro 2

 

Siendo yo más de renacimiento que de románico disfruté mucho con las criaturas que viven en los capiteles, en los dinteles de los arcos y con las magníficas piezas que contienen las salas de este museo.

 

The Cloisters

The Cloisters

Detalle capitel The Cloisters

 

IMG_5027 (Copiar) Detalle capitel The Cloisters

Condes de Urgell

 

De vez en cuando mis amigas tienen que descansar. Les he pegado una borrachera de románico que no es fácil de digerir pero ya casi son tan incombustibles como yo.  Les ha gustado. No esperaban esto en Nueva York.  Yo tenía una ligera idea de lo que nos íbamos a encontrar pero ha sido realmente sorprendente. Es mejor que descansen. Esta tarde hablaremos del gobierno, del gobierno de Murcia que ejerció el Marqués de los Vélez. Cuando vean el Patio del Palacio de Velez-Blanco en el Museo Metropolitano van a flipar.

The Cloisters

 

 

The Cloisters

 

 

Exterior the Cloisters

 

The Cloisters

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s